Plan Maestro de Manzanillo amenazado por intentos de distribución irregular de terrenos

0
236

Manzanillo, Montecristi, 13 de julio de 2023 – El Centro Bahía de Manzanillo para el Desarrollo Regional (CEBAMDER) y los residentes de Manzanillo expresaron su rotundo rechazo a las pretensiones del General Coronado, comandante de la cuarta brigada de infantería del Ejército y encargado de seguridad de la construcción del muro fronterizo en la parte correspondiente a Pepillo Salcedo.

Se oponen a la distribución de terrenos urbanos ubicados en Manzanillo a personas ajenas a la comunidad y sin ninguna vinculación con la problemática de los desalojos ocasionados por la construcción del Muro Fronterizo. Consideran que esto constituye una afrenta al pueblo de Manzanillo y es totalmente inaceptable.

El economista Frank Valenzuela, presidente de la organización no gubernamental, ha manifestado que el Plan Maestro de Manzanillo, resultado de un consenso entre el sector privado, el gobierno dominicano y la comunidad de Pepillo Salcedo, establece claramente la necesidad de proporcionar viviendas o terrenos a los residentes de Manzanillo que están siendo desplazados por la construcción del Muro Fronterizo. Sin embargo, considera inadmisible utilizar esta justificación para entregar terrenos a personas ajenas a la problemática del muro y, aún más grave, que no residan en Manzanillo.

Valenzuela destaca que la zona designada para ubicar a los afectados por la construcción del Muro Fronterizo es la única área disponible en Manzanillo para su expansión y desarrollo urbano. Es en este espacio donde se planea construir las 600 viviendas contempladas en el Plan Maestro de Manzanillo, con el fin de cumplir con los compromisos de reubicación de los habitantes que viven en condiciones precarias en la comunidad.

Ante esta situación, el presidente del Centro CEBAMDER hace un llamado urgente al ministro de la Presidencia, Joel Adrián Santos Echavarría, quien ha demostrado ser un mediador en las problemáticas del Municipio de Pepillo Salcedo, para que intervenga y detenga las intenciones del General Coronado. Asimismo, solicita tomar una decisión firme que garantice que estos terrenos sean destinados únicamente al desarrollo urbano de Manzanillo y sus habitantes, evitando su distribución entre personas ajenas a la comunidad.

Valenzuela advierte que, si no se resuelve esta problemática de manera urgente, los habitantes de Manzanillo se verán obligados a ocupar estos terrenos, ya que resulta inaceptable que los suelos estratégicos de la comunidad hayan sido entregados al sector privado, dejando sin opciones de crecimiento y construcción de viviendas a los residentes, especialmente a los jóvenes que actualmente se ven obligados a vivir hacinados con sus padres debido a la falta de alquileres disponibles.

El presidente de la organización no gubernamental recuerda que, en la "Agenda de Temas Críticos" entregada al presidente Luis Abinader durante su encuentro con el Consejo de Desarrollo de Pepillo Salcedo el año pasado, se estableció como prioridad la necesidad de transferir al municipio los terrenos con vocación urbanística definidos en el Plan de Desarrollo Municipal.

En este contexto, enfatiza que los terrenos en cuestión son fundamentales para la estrategia de crecimiento urbano de Manzanillo y resulta inaceptable que el comandante de la cuarta brigada de infantería del Ejército pretenda distribuirlos al estilo trujillista, como si fueran de su propiedad y no del pueblo de Manzanillo.

Valenzuela hace hincapié en que Manzanillo carece de capacidad territorial para absorber la población de migrantes que se espera con la implementación del Plan Maestro Manzanillo, así como para afrontar la gran movilidad de personas atraídas por las oportunidades económicas y sociales. Por estas razones, destaca la importancia de la densificación urbana en Manzanillo como solución para aprovechar los espacios existentes en el territorio.

En esta realidad y dentro del presente escenario, se plantea la urgente necesidad de una concertación de propósitos que involucre al gobierno local del Municipio de Pepillo con el fin de desarrollar un plan de soluciones urbanas para la población.

Bajo esta situación, es imperativo que el gobierno central, a través del Ministerio de la Presidencia, intervenga de manera inmediata para evitar que la concertación de propósitos establecida en el Plan Maestro de Manzanillo siga siendo simplemente una guía sin acción concreta en Manzanillo.

Valenzuela también recuerda que es el mismo general quien dirigió la destrucción de cientos de metros de manglares alrededor de Laguna Saladillas, sin que se hayan tomado medidas de respuesta ante este ecocidio ambiental.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here