ASEDILIRD deposita documentación en la PEPCA para aclarar su participación en licitación de libros de texto digitales

0
233

Santo Domingo.- La Asociación de Editores y Distribuidores de Libros de Textos de República Dominicana (ASEDILIRD) se presentó ante la Procuraduría Especializada de Persecución de la Corrupción Administrativa (PEPCA) para entregar toda la documentación que respalda su participación transparente en la licitación llevada a cabo por el Ministerio de Educación para la adjudicación de los libros de texto digitales de Secundaria.

El abogado de ASEDILIRD, Miguel Valerio, explicó que la asociación tomó la iniciativa de llevar a cabo esta acción voluntaria con el objetivo de aclarar la absoluta integridad de su participación en esta licitación pública. Se ha intentado difundir una campaña difamatoria que sugiere una posible colusión entre varias de las empresas que forman parte de la asociación, una afirmación que fue categóricamente negada.

"Es imposible que haya habido colusión, ya que las cinco empresas dominicanas adjudicadas en el proceso de licitación llevado a cabo por el Ministerio de Educación no compitieron en el mismo grupo. Por el contrario, todas participaron en grupos diferentes, por lo que en ningún momento afectaron la participación de otros licitantes", enfatizó Valerio.

El abogado presentó ante la PEPCA una serie de documentos que incluyen los registros mercantiles de cada empresa con sus respectivos representantes, así como pruebas de que los libros de texto fueron elaborados por reconocidos autores dominicanos como Juan Colón, un destacado poeta y escritor galardonado con múltiples premios nacionales e internacionales, el distinguido escritor y editor Avelino Stanley y Robin Lara.

Valerio expresó que se ha intentado dañar la reputación de las editoriales dominicanas y agregó que todos los miembros de ASEDILIRD están dispuestos a aclarar cualquier duda o inquietud ante la PECPA u otras entidades. Además, recalcó que las empresas afiliadas ganaron la licitación de manera justa y que sus libros obtuvieron las mejores calificaciones.

"Hemos acudido voluntariamente a la Procuraduría Especializada de Persecución de la Corrupción Administrativa para entregar un conjunto de documentos que respaldan la transparencia de los miembros de ASEDILIRD en el proceso. Entre estos documentos se encuentra la resolución del Ministerio de Educación que demuestra que el proceso fue completamente transparente, los resultados de la investigación de 'Debida Diligencia' realizada por la Dirección General de Compras y Contrataciones Públicas, que concluye que no hubo colusión, entre otros", afirmó.

Valerio aseguró que las cinco empresas dominicanas que participaron en la licitación y fueron adjudicadas obtuvieron las mejores calificaciones para sus libros, lo cual desmiente la falsa acusación de que fueron elaborados por un chofer, como se ha insinuado, en referencia al señor Primitivo Santos. Aclaró que Santos es un pastor evangélico y hasta el año 2022 fue socio de School Team, una empresa que no participó en el proceso de licitación, sino que contrató o estableció un acuerdo comercial en el ámbito privado con algunos de los autores de los libros de texto.

Recordó que las cinco empresas dominicanas que participaron y ganaron la licitación realizada por el Ministerio de Educación fueron: Editorial Cocolo, que obtuvo una calificación de 97.3 en Lengua Española; Ediciones CP, con una calificación de 91 en Matemáticas; Ediciones Unidas del Caribe, que alcanzó 98.5 en Educación Física; Editora Camar, con un puntaje de 98 en Ciencias Sociales; y Ediciones Salomé, que obtuvo 98 puntos en Formación Integral, Humana y Religiosa.

Valerio hizo hincapié en que defenderán los derechos de sus clientes tanto en el ámbito administrativo como judicial, ya que la adjudicación fue justa, transparente y cumplió con todas las normativas legales. "No permitiremos que el buen nombre y la reputación de estos destacados autores, editores y distribuidores de libros de texto sigan siendo difamados", afirmó.

Los miembros de la Asociación de Editores y Distribuidores de Libros de Textos de República Dominicana (ASEDILIRD) lamentaron que, a pesar de haber cumplido con sus compromisos de entrega dentro de los plazos establecidos, el Ministerio de Educación aún no ha realizado el pago correspondiente, a pesar de haber transcurrido más de un año desde la finalización del proceso.

Las editoriales dominicanas que participaron y ganaron la mencionada licitación son las siguientes: Editorial Cocolo, Ediciones CP, Ediciones Unidas del Caribe, Editora Camar y Ediciones Salomé.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here