Hacendado Generoso Pérez y su esposa encontrados sin vida en su finca en Puerto Plata

0
219

En la comunidad de Estero Hondo, del municipio Villa Isabela en la provincia de Puerto Plata, República Dominicana, el hacendado Generoso Pérez y su esposa, Maribel Acosta, dos almas que solían danzar entre los campos de caña y las praderas de ganado, han sido encontrados ayer sin vida en su finca, víctimas de una violencia desmedida.

El lunes 1 de mayo, el tiempo se detuvo en Villa Isabela cuando la noticia de la desaparición del hacendado y su esposa se esparció como el viento que arrastra las hojas secas. La búsqueda incansable de sus seres queridos los llevó a la finca en Estero Hondo, donde el abogado Amadeo Peralta, hijo de la tierra, confirmó el hallazgo de los cuerpos, marcados por la brutalidad de los golpes que les arrebataron la vida.

Mientras los familiares de las víctimas aseguran que la pareja fue torturada, también indican que sus cuerpos presentaban golpes y quemaduras.

La Policía, en su afán por desentrañar el crimen, apresó a cuatro hombres dominicanos, quienes, en un acto de deslealtad, ya habían comenzado a vender las vacas del desaparecido hacendado, con la complicidad del alcalde de la comunidad.

Uno de los empleados de Pérez, al ser detenido, tejió una telaraña de mentiras, asegurando que el hacendado se comunicaba con él a diario, pero sus palabras se desvanecieron como el humo en el aire.

La búsqueda de la verdad no cesó, y las autoridades encontraron el cuerpo del hacendado en su finca, que colinda con la de su vecino, el también hacendado Juan José Soto, tío del general retirado Miguel Ángel Soto Jiménez. Este último había sido asesinado junto a su empleado, Gilberto Antonio Basilio, de 64 años, y la arquitecta Maritza Arelis Ovalle, por un empleado haitiano que aún se encuentra prófugo, dejando un rastro de dolor y consternación en toda la región.

Generoso Pérez, oriundo del Municipio el Mamey los Hidalgos, en la provincia Puerto Plata, era un hombre reconocido en la zona por su incansable labor en la ganadería, la agricultura, el gallerismo y otras actividades sociales y culturales. Era tío del empresario Carlos Hugo Pérez, hijos de Polín Pérez.

Hasta el momento, la Dirección Regional Norte no ha emitido información oficial sobre el caso, pero el eco de este trágico suceso perdurará en la mente de los habitantes de Puerto Plata.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here